lunes, 8 de diciembre de 2008

Árbol



Parece solo, desprotegido y frágil, pero está incubando el esplendor de la primavera y la sombra fresca que ofrecerá en verano a quienes traten de alcanzar la cima del Txamantxoia desde el valle de Belagua.

5 comentarios:

Lamia dijo...

Me encantan tus fotos, Javier. Y me has traido buenos recuerdos. Hace aproximadamente un año estuve hospedad en el propio Txamantxoia y desde alli visitamos Cacueta???? No recuerdo muy bien el nombre pero el paraje me pareció impresionante.

Jose Carlos Darlas dijo...

Preciosa foto y evocadores pensamientos, ¡que magnífica la naturaleza y que alegría las personas que ,como tu, saben interpretarla!

Sergio dijo...

Recordaré sacarle una foto en primavera, que es cuando volveremos.

jlo dijo...

Otro hallazgo: "Incubar el esplendor de la primavera". Me lo apunto.

eresfea dijo...

¡Ah, esos árboles testigo!